Maduro rechaza la violencia política tras enfrentamiento en Caracas

El presidente encargado de Venezuela, Nicolás Maduro, rechazó este jueves la violencia política ante las presidenciales del 14 de abril, tras un enfrentamiento entre simpatizantes del gobierno y estudiantes opositores que se dirigían al Consejo Nacional Electoral (CNE) en Caracas, dejando varios heridos.

"Repudio a la violencia, hoy la rechazo, venga de donde venga. Yo lo que quiero es la paz, la paz (Hugo) Chávez", dijo el también candidato oficialista durante un mitin en la ciudad del Tigre, en el estado Anzoátegui (noreste).

Maduro, designado por Chávez como su heredero político meses antes de morir el 5 de marzo, pidió a fuerzas oficialistas "no caer en provocaciones" por parte de grupos de oposición, a los que acusó de estar financiados por "la ultraderecha" de Estados Unidos.

Incluso acusó a los agregados aéreos estadounidenses, expulsados por Venezuela el 5 de marzo por hacer presuntos planes para "desestabilizar" al gobierno, de dar órdenes a los estudiantes opositores involucrados en los choques callejeros en Caracas de este jueves.

Esos militares "daban órdenes, orientaciones y dinero a ese mismo grupo que hizo una supuesta huelga de hambre para ofender a nuestro comandante y es el mismo grupo que anunció que se iba a amarrar en cadenas ante el Consejo Nacional Electoral", explicó Maduro al referirse a los estudiantes.

El enfrentamiento se originó cuando los estudiantes se dirigían a la sede del CNE para pedir elecciones "libres, justas y transparentes" y en el camino chocaron con seguidores del gobierno.

"Intentamos llegar pacíficamente al CNE y no nos dejaron unos colectivos agresivos que nos atacaron con botellas, piedras y palos", dijo a la AFP Ana Karina García, vocera de los estudiantes.

"Sólo un grupo llegó al CNE y fue recibido por tres directores que recibieron el documento que habíamos preparado", explicó García.

Entre las peticiones específicas de los estudiantes para los comicios de abril, en los que se medirán Maduro y el candidato opositor Henrique Capriles, están "que se abran el 100% de las cajas de votación" para su recuento y que se permita el voto a los jóvenes que se han inscrito en el registro electoral en los últimos meses.

De su lado, Maduro hizo un llamado a los miembros de la oposición a que "controlen las provocaciones que generan estos grupos" y los acusó de "alentar" a "este grupo de la ultraderecha a lanzarse a la calle".

Desde mediados de febrero, grupos de estudiantes han protagonizado varias protestas callejeras. Primero, para rechazar la "injerencia cubana en el país" y exigir "la verdad" sobre la enfermedad del presidente Hugo Chávez -fallecido el 5 de marzo- y, más recientemente, para pedir "transparencia" al ente electoral.

El presidente encargado de Venezuela, Nicolás Maduro, rechazó este jueves la violencia política ante las presidenciales del 14 de abril, tras un enfrentamiento entre simpatizantes del gobierno y estudiantes opositores que se dirigían al Consejo Nacional Electoral (CNE) en Caracas, dejando varios heridos.

Estudiantes opositores que se dirigían a la sede del Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela para pedir elecciones "libres, justas y transparentes" chocaron este jueves en el centro de Caracas con seguidores del gobierno, en un enfrentamiento que dejó varios heridos, constató un fotógrafo de la AFP.

Cargando...